La Ley de Puertos regula la planificación, construcción, organización, gestión, régimen económico-financiero y de seguridad de los Puertos que son competencia de la Administración General del Estado.